Técnicas ecológicas en nuestro huerto urbano

Definimos agricultura ecológica como un procedimiento de cultivo que se identifica por sostener la fecundidad de la tierra, no aplicar productos químicos de síntesis (herbicidas, plaguicidas, hormonas, abonos químicos…) ni emplear organismos cambiados genéticamente.
El labrador ecológico maneja diferentes técnicas para conseguir que sus campos de cultivo se transformen en agrosistemas equilibrados y con una elevada biodiversidad, que dejen la producción de comestibles sanos y de elevada calidad
organoléptica.

huerto casa

Nuestro huerto urbano debe ser en la medida de lo posible ecológico. Como hemos mentado previamente, crear un huerto en casa debe transformarse en una experiencia de sostenibilidad y de educación ambiental, que nos deje conseguir comestibles sanos y de calidad, por ello no tiene ningún sentido la utilización de productos químicos de síntesis para fertilizar la tierra o bien para combatir plagas.

En el cultivo en recipientes al no contar con de un suelo propiamente dicho, tenemos restricciones para aplicar ciertas de las técnicas de la agricultura ecológica, no obstante podemos tomar en consideración sus conceptos y amoldarlos a nuestro huerto urbano.

Prácticas ecológicas en el huerto urbano manual huertos sustentables en casa diecisiete por exactamente los mismos nutrientes, ni por la luz y tampoco van a tener exactamente las mismas plagas o bien enfermedades.
Sucesiones de cultivos: las sucesiones son un género de asociación entre cultivos que deja un mejor aprovechamiento del espacio. Una de las mayores restricciones que vamos a tener en nuestro huerto urbano va a ser el espacio libre,
por este motivo es esencial conjuntar los cultivos de un mismo recipiente en el espacio y en el tiempo teniendo presente sus ciclos. Podemos conjuntar hortalizas
de ciclo largo con otras de ciclo corto, de manera que mientras que las primeras se van desarrollando podemos cosechar las segundas aprovechando el espacio sin provocar ningún perjuicio. Un caso de sucesión puede ser el tomate (ciclo largo),
con la lechuga (ciclo medio) y con el rábano (ciclo corto). En un caso así recogeremos primero los rábanos, antes que puedan llegar a molestar a las lechugas, las que recogeremos ahora, ya antes de que la tomatera sea demasiado grande y comience a generarle sombra. Ahora, mostramos ideas
esenciales de la agricultura ecológica que vamos a aplicar a nuestro huerto en casa:

Biodiversidad: nuestro huerto debe ser un espacio con la mayor biodiversidad
posible, en el que cultivemos diferentes hortalizas, mas donde asimismo haya espacio para las plantas aromatizadas y las flores (muchas de ellas actúan como repelentes naturales de plagas.

huerto
Asociaciones de cultivo: es una de las prácticas esenciales en agricultura ecológica. Esencialmente consiste en conjuntar cultivos buscando un beneficio con relación a la protección en frente de plagas o bien el aprovechamiento de los recursos (agua, luz o bien nutrientes). Las asociaciones positivas acostumbran a generarse entre hortalizas muy, muy diferentes (de diferentes familias y con diferentes partes utilizables) en tanto que no competirán Prácticas ecológicas en el huerto urbano dieciocho manual huertos sustentables en casa Combinando las asociaciones y las sucesiones lograremos optimar nuestro espacio de cultivo, mejorando la producción y la salud de las plantas.

Rotación de cultivos: asimismo es una de las prácticas esenciales de la agricultura ecológica y base del cuidado y conservación de la fecundidad del suelo.
En el caso del cultivo en recipientes deberemos tener muy en consideración no plantar exactamente la misma especie en un mismo recipiente un par de veces seguidas, puesto que probablemente el cultivo precedente haya agotado ciertos nutrientes concretos y por lo tanto si repetimos exactamente la misma planta va a tener deficiencias. Por otro lado si repetimos cultivo, tenemos más probabilidad de que la planta coja alguna enfermedad o bien plaga del cultivo precedente. A la hora de escoger las rotaciones vamos a tener en cuenta que tras un cultivo exigente en nutrientes va a ser interesante cultivar una hortaliza poco exigente y/o mejorante (habas, cebollas, ajos…).

huerto urbano

Control de plagas y enfermedades: en la agricultura ecológica el mejor procedimiento de control de las plagas y enfermedades de los cultivos es la prevención. Es decir, si logramos que nuestro huerto sea un espacio equilibrado, con elevada biodiversidad, con rotaciones y asociaciones convenientes lograremos que sea considerablemente más resistente a posibles plagas y enfermedades.

En el caso de padecer una, la primera cosa que debemos meditar es en su causa, que en muchas ocasiones está relacionada con alguna mala práctica en el manejo del huerto: riego, abonado, temporada de cultivo etcétera (por ejemplo: un abonado excesivo en Ázoe puede favorecer la aparición de una plaga de pulgón). O sea las plagas van a actuar como indicadores de que algo estamos haciendo mal y por ende debemos advertir el fallo y corregirlo. En todo caso, no tiene ningún sentido que en nuestro pequeño huerto tratemos las plagas con productos químicos, olvidándonos de nuestro objetivo de lograr comestibles sanos de forma sustentable. Frente a una plaga hay otros modos de actuación:

Primeramente, hay que valorar si lo que tenemos es una plaga que está provocándonos un serio problema o bien si la población de organismos potencialmente plaga está bajo control y no genera graves daños (aun puede captar
insectos ventajosos). Esta capacidad de observación, esencial en el huerto, la iremos adquiriendo con la experiencia. Seguidamente, y teniendo presente que nuestro huerto es de reducidas dimensiones, frente a una plaga podemos actuar manualmente, podando hojas y brotes enfermos, aun quitando una planta entera. Asimismo podemos Prácticas ecológicas en el huerto urbano
manual huertos sustentables en casa diecinueve eliminar manualmente orugas o bien pulgones, repasando los cultivos.

También te podría gustar...

Deja un comentario